La educación de las hadas

Espacio sobre Proyectos Educativos

La carta robada y la lectura en voz alta como método educativo

Claudio A. Díaz

Me propongo con el siguiente artículo poner sobre el tapete metodológico un sencillo instrumento para ayudar a los alumnos con dificultades y/o con falta de interés por los libros a:

  1. Incitarlos a la lectura.
  2. Mejorar seguidamente la comprensión lectora.

Me baso en mi experiencia docente con grupos de PMAR. Y parto de que hace unos cursos, cuando el PMAR se llamaba Diversificación, me encontré decepcionado con los resultados de las lecturas obligatorias o preceptivas. Era frustrante encontrar a alumnos que, por ejemplo, leían el Lazarillo de Tormes y se enteraban de bien poco, cuando no de una nada que no excluía, sin embargo, el futuro rechazo a dejar de ser nada en lo que a afición a la lectura se refería.

Recuerdo el caso de un alumno marroquí que, aleccionado, subrayó todas las palabras cuyo significado no conocía. Y no por dificultades ante un nuevo idioma, dado que se había criado en un pueblo andaluz y se manejaba con la variante andaluza del español al mismo nivel que otros chicos y chicas nacidos aquí. El resultado fue que el cuaderno donde anotó las palabras desconocidas junto a su significado podría bien acercarse a la extensión de la obra leída. Sin embargo, interrogado por el contenido, apenas se había enterado de éste más allá de que había un protagonista pobre y maltratado por la vida. No captó ni siquiera el desengaño y la consecuente ironía que salpican aquí y allá toda la obra.

La lectura es un hábito que aporta un placer disfrutado en soledad. Después, obviamente, podemos compartir ese placer departiendo con otras personas o sintiéndonos cómplices con aquellos que han gozado de este hábito, que lo conocen tan bien como nosotros. Pero en aquella ocasión sentí que, para incitar a la lectura, quizá ese placer debía ser compartido desde sus inicios; no podía partir de que fuera un hábito ejercido en soledad.

Y se me ocurrió poner en clase en la pizarra digital audiolibros. Comencé por Poe, siendo no creo que por casualidad su convocatoria, el autor que en mi adolescencia me inoculó el deseo de leer y de escribir. En concreto, comenzamos con El escarabajo de oro. Lo escuchamos en clase, deteniéndonos en las palabras que planteaban dudas y en los personajes que iban apareciendo para registrarlos. El resultado fue óptimo: todos los alumnos se habían “enterado” de la obra y deseaban leer del mismo modo otra obra del autor.

Captura de pantalla 2017-03-11 14.33.24

 

Así que en la siguiente evaluación preparé otra lectura. Pero ya no en audiolibro, sino simplemente en voz alta. Los alumnos leerían La carta robada de Edgar Allan Poe en voz alta expuesta en la pizarra digital, así de simple. Y nos detendríamos, como hiciéramos con El escarabajo de oro en audiolibro, en las palabras desconocidas para buscar su significado, así como en los personajes y en el curso y estructura de la trama.

Captura de pantalla 2017-03-11 14.22.44

 

Personalmente asocié este uso de la lectura en voz alta al placer con que combatían la rutina del trabajo las torcedoras de habanos cuando liaban los Montecristos. De hecho, dicha marca de tabaco lleva dicho nombre en homenaje a la novela de Dumas que leían en voz alta mientras trabajaban. Nuestros alumnos no tuercen hojas de tabaco, pero sí retuercen su tiempo en modernas rutinas que poco aportan.

Vivimos en una sociedad en la que los adolescentes reciben multitud de nuevos estímulos tecnológicos para ocupar su ocio que impiden que su atención se centre. Con el inri de que el placer que obtienen de esos estímulos redunda en un placer solitario, onanista, fugaz pero repetitivo, compulsivo tanto cuando se trata de juegos en plan playstation o de participación en redes sociales, como Instagram, en las que el texto no cuenta. Solo la dictadura de la imagen no imaginada, devenida en palos en los ejes de la rueda de la imaginación.

Propongo la sencilla incorporación de la lectura en voz alta de obras literarias. Que se lleve a cabo en grupo favorece además el vínculo social, el compañerismo, la complicidad, el acceso a una práctica gozosa que no forma parte de los nuevos modos de pasar el tiempo.

Como dijo Edgar Allan Poe, “la felicidad no está en la ciencia, sino en la adquisición de la ciencia”. Lean lectura donde el gran autor norteamericano escribió ciencia. La lectura compartida se disfruta del mismo modo que la lectura solitaria.

Cuando leímos La Carta robada de Poe aprendimos que lo más valioso a veces puede estar oculto a la vista de todos, tal y como estaba escondida la carta del relato.

Más que recurrir a más o menos novedosas e ingeniosas técnicas metodológicas para estimular la lectura, debemos recurrir a lo más simple: al acto de leer en voz alta.

Sacar de su sencillo escondite nuestra carta y exponerla.

 

PD: Ah, por descontado una recomendación de lectura para quienes gusten de Poe: el libro de Daniel Stashower Edgar Allan Poe y el misterio de la bella cigarrera. Se puede leer como una novela negra sobre la muerte de la cigarrera Mary Rogers y el reflejo de su investigación en el relato de Poe. Pero además intercala capítulos biográficos sobre Poe que desembocan en la reflexión sobre la génesis del acto creativo.

 

 

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

La pipa es el tiesto de las flores de humo

Fumar tiene su poética. Jódanse.

El Cuenco de Baubo

Espacio del ÚTERO, la casa de todos.

aula21\'s Blog

Just another WordPress.com weblog

juandon. Innovación y conocimiento

La búsqueda del conocimiento en una Sociedad de la Inteligencia

La educación de las hadas

Espacio sobre Proyectos Educativos

Los Irregulares de Mijas

Espacio sobre Proyectos Educativos

los historiadores

Blog de los alumnos de 4º de ESO del IES Villa de Mijas.

La educación de interés

Espacio sobre Proyectos Educativos

la educación interesante

Porque la educación es interesante

Patro

Espacio sobre Proyectos Educativos

La mariposa y el elefante

Espacio sobre Proyectos Educativos

Valorando la Educación

La primera tarea de la educación es agitar la vida, pero dejarla libre para que se desarrolle.Maria Montessori

COEDUCA CONVIVENCIA

Espacio sobre Proyectos Educativos

Espacio sobre Proyectos Educativos

Huerto 2006 2016 .MIJAS (SPAIN)

Espacio sobre Proyectos Educativos

A %d blogueros les gusta esto: